30 de noviembre de 2008

Castilla y León contra Castillaleón


Sólo hay que navegar por internet lo suficiente y encontrarse con sitios como este para darse cuenta de cómo esta comunidad autónoma además de artificial, es rechazada a ambos lados de la conjunción copulativa, a excepción, claro está, de la máxima, y a veces única beneficiaria del engendro: Pucela City, ciudad sin ley.

Urge, y mucho, una unión entre León y Castilla, a todos los niveles, para acabar con ese concepto de castillaleón, que justifica una administración a todas luces colonial, con ocho provincias sirviendo a una única metrópoli, a cambio de nada en las provincias donde nadie protesta, y de insultos cuando se denuncia la situación.

Al final, tal y como rezaba un comentario hecho en este mismo blog: "Gitanos, moscas y ganas de ser Madrid: Valladolid".